CONTACTO

Si deseas deseas ponerte en contacto conmigo, envíame un correo: elcementeriodeloslibros@gmail.com

Buscar en El Cementerio de Libros

Ofertas en Linio

26 de marzo de 2012

Proyecto Adictos a la escritura: Marzo

El proyecto del grupo Adictos a la Escritura para este mes era escribir un relato en el cual se incluyera una frase que nos fuera asignada. A mi me tocó: lo que muerto está, muerto debe quedarse. Es un poco sencillo, espero les agrade.

Úrsula y Luciana


Mi nombre es Luciana, soy la séptima generación de la era "Moderna" de una larga familia de brujas. Nos llaman así desde que una de mis abuelas se casó con un mago, a partir de ahí, ella mejoró los hechizos y las pociones, haciendo todo más sencillo. Hoy, 31 de Octubre, es mi 16 cumpleaños. Debería estar en mi casa, celebrando con mi familia y un que otro amigo, en cambio, estoy en el cementerio municipal parada frente a la tumba de mi hermana gemela. Su muerte fue algo estúpido. Nuestros poderes aún no se han terminado de desarrollar y somos presa fácil. Debí acompañarla, pero no lo hice y la dejé vulnerable a los ataques de los demonios. Dicen que la guerra que se viene es muy poderosa, que deberemos enfrentar a las brujas de magia negra, a los demonios y hasta humanos que han sido reclutados con mentiras.

La idea de la violencia no me llama la atención, pero si debo hacerlo, al menos espero tener a mi hermana al lado. Por eso estoy aquí, para revivir a mi hermana. Espero que de resultado.

***
Mientras Luciana tenía la mirada perdida en la el suelo, justo en el sitio donde había sido enterrada su hermana Úrsula, su madre la observaba, compartían la tristeza y el dolor, pero lo enfrentaban de forma diferente.
─Luciana, no puedes...No debes.─ Dijo la madre de Luciana intentando mantener la calma.
─Madre, ¿qué haces...?, ¿cómo supiste...?
─Hija, debes entender: lo que muerto está, muerto debe quedarse.
¿Cómo me pides eso? Es mi hermana, no pienso vivir sin ella. 
─Pero tus poderes aún no se han desarrollado. Este encantamiento de resurrección puede fallar y Úrsula quedaría convertida en una marioneta. Sólo cumplirá órdenes, será una especie de zombie, ¿es eso lo que quieres? ¿Serías tan egoísta como para permitir eso?─ Inquirió su madre tratando de hacer tiempo. 
─Prefiero tener una hermana zombie a simplemente no tener hermana. Y ya no me distraigas más.

Luciana cerró los ojos y se concentró para realizar el encantamiento. Pero la interrumpió el sonido lejano de las campanas de la iglesia del pueblo que anunciaban las 12 de la noche. Luciana furiosa le gritó a su madre:
─¿Ves lo que has hecho? ¡Me hiciste perder mi oportunidad!
─Hay muchas cosas de las brujas que aún no sabes, hija.
─Es cierto, Luciana ─Dijo una voz familiar a su espalda.
Luciana se dio vuelta y ante sus ojos se presentaba su hermana, tan bella como la recordaba,  flotando en el aire, desprendido una luz blanca, un brillo especial. 
─¿Úrsula? ¿Cómo has regresado?
─Recuerda que somos las primeras gemelas en cien generaciones de brujas y las séptimas descendientes de la era "Contemporánea". Nada de eso es casual, nuestros poderes son diferentes y especiales. La abuela me lo ha dicho. Mi muerte era necesaria para que mis poderes se reforzaran con la inmortalidad.
─¿Por qué no lo dijiste antes? Y tú, ¿sabías de esto?─ Preguntó Luciana confundida, sorprendida, no podía entender bien lo que pasaba a su alrededor. Por un momento le pareció que se había quedado dormida y vivía el sueño más extraño de su vida.
─Yo...
─No digas nada, madre. Entiendo que el dolor la ciegue, pero ella lo entenderá. Luciana, ─dijo Úrsula dirigiéndose a su hermana─creo recordar que querías tenerme a tu lado para siempre. Ahora estoy aquí, ¿no crees que eso es más importante?
─Pero es que yo...─Luciana tenía tantos sentimientos encontrados que no sabía cómo terminar la frase.
─No digas más. Cuando te cuente todo lo que nuestros antepasados me dijeron, los secretos y trucos que nadie más sabe, seguro podrás perdonarme.
─Entonces, ¿sabes algo de la guerra?
─Sí, Luciana. Es algo terrible. Debemos estar preparadas.
─Está bien. Vamos a casa. ─Concluyó Luciana, derrotada. Pensó que si revivía a su hermana, todo volvería a ser como antes. Pero no fue así. Ya nada podría ser igual.

27 comentarios:

  1. Que original, me encantó!!
    Pero creo que se merece una continuación, quiero saber que viene después!!
    Un texto muy fluído y mágico.

    besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Patricia, eso fue lo que me inspiró esa frase XD y sí, la idea es poder continuarlo...

      Eliminar
  2. No cabe duda que lo de escritora lo llevas en la médula :) muy bonito cuento ¡felicitaciones!

    ResponderEliminar
  3. Que bonita historia me ha encantado leer algo sobre brujas...
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Pao, para mi fue toda una experiencia...Era "mi primera vez" =)

      Eliminar
  4. Oh me encanta, una historia de brujas!!
    Esperaré la continuación porque me quedo con ganas de saber mucho más ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja...Es mi primera vez...Vamos a ver qué más sale de esta "guerra"

      Eliminar
  5. Las brujitas!! Dices que enseguida te vino la inspiración. Genial relato de esos, entonces, de corre, corre, que lo tengo en la cabeza, jajaja!!
    Además no es muy largo y se lee muy bien. Enhorabuena!
    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias, Tanis!...En serio que no tuve que pensar mucho cómo encajar esa frase...Le doy las gracias a quien la dijo XD

      Eliminar
  6. Wooooow!!! Me ha gustado!! Y mas si tiene alguna continuacion -porque ya me quede intrigada con la trama-. Te felicito!!! Un fuerte abrazo Emma XD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Plekito... Primero, darte la bienvenida...No te había visto por acá...Pero ¡Bienvenida!!! Gracias por las felicitaciones...Vamos a ver para cuándo les traigo la continuación ;)

      Eliminar
  7. Respuestas
    1. ¡GRacias, Dolly! Espero pasar a leer el tuyo...

      Eliminar
  8. Esta genial. Sobre todo la ubicación de la frase. mejor imposible. Besos!

    ResponderEliminar
  9. Hola, Emma!

    Está muy bien tu relato, me gustó que separaras el texto justo donde cambia de persona. Pero si te fijas en la primera parte el corrector ortográfico de blogger te dejó marcadas en amarillo dos cositas: 16 y "un". El dieciséis debería ir con palabras, no en números, y en este caso debería ser "décimo sexto cumpleaños", para que no tengas que cambiar la frase. Si cambias la frase, bien puede quedar "era mi cumpleaños número dieciséis" o "cumplía dieciséis años". También la fecha me parece que debería ir con palabras, no es usual verlo escrito con números a menos que esté escrito a modo de diario o carta. En cuanto al "un" que te marca debería ser "uno".
    Más abajo pones "las 12 de la noche", lo que también creo que debería cambiarse.

    Por lo demás te quedó un buen relato y la frase estaba excelente.

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Maga! Muy buenas esas observaciones, los corregiré.

      Eliminar
  10. Emma: Me gustó tu relato, aunque me temo que ni una bruja podrá evitar o mejorar una guerra. El hombre se empeña en hacer cada día más desgraciada la vida en el planeta.
    Cariños: Doña Ku

    ResponderEliminar
  11. me dejaste intrigada con eso tan terrible para lo que deben prepararse...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vamos a ver si aprovecho la Semana Santa para redactar la continuación ;-)

      Eliminar
  12. ¡Hola Emma ! ¡yO tambien espero con gusto la continuacion!;) ¡me gusto mucho la trama! ¡y al frase se incluyo muy bien! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Maria!! Vamos a ver cuándo vuelven a coincidir el tiempo y la inspiración...

      Eliminar
  13. Me encantan las historias de magia, brujas, encantamientos y seres oscuros. Te ha quedado muy bien. Un beso!

    ResponderEliminar

Deja una huella de tu paso por este espacio...