CONTACTO

Si deseas deseas ponerte en contacto conmigo, envíame un correo: elcementeriodeloslibros@gmail.com

Buscar en El Cementerio de Libros

Ofertas en Linio

12 de diciembre de 2011

Poemas del Metro de Medellin

Este es otro de los librillos de Palabras Rodantes (el programa de promoción de lectura que tiene el Metro de Medellin). Consiste en que a tres poetas (dos colombianos y uno francés) pasean en el Metro y escriben poemas al respecto. Lo primero que quiero dejar en claro es que no soy como antes, antes me encantaba la poesía y todo lo que fuera "romántico", ahora ya no. Ahora, me parece raro que yo sea esa misma persona. No quiero decir que me parezca una género "malo" o "aburrido", sino simplemente que ya no me gusta. Probablemente, eso afecte la impresión que me dejó el libro y que plasmo a continuación


  • Los primeros poemas que se relacionan son los del "invitado", o sea, el poeta francés. Él mismo dice que esos versos se deben escribir de a uno, en el tiempo justo que toma el tren en llegar de una estación a otra. Y eso se evidencia. Sus versos me parecieron demasiado simples, y me vino a la mente la idea de que sonaban lindos en su idioma (cada poema está en español y en francés). Pero en español, son insípidos, quizás es porque como dice mi sobrina de 5 años (que habla portugués): "El español es aburrido".
  • El segundo autor fue Armando Ibarra Racines, un paisa de gorrita, un viejito medio simple (en las fotos) pero cuyos versos realmente me divirtieron. Me hicieron tener fuerzas para llegar hasta el final.
  • Así que con la esperanza renovada, pasé a los versos de Rubén Darío Lotero y aqui volví a quedar confundida. NO es que sean malos, sino que parecen hechos solo para cumplir con la tarea, en un verso habla de una cosa y en el siguiente de algo que uno no entiende ni a qué viene. Para mi, fueron un poco "autistas", inevitable sentirme perdida.
Pero criticar es muy fácil, lo realmente difícil es hacer. De hecho, el autor del prólogo (un profesor de la Universidad de Antioquia) invita al lector precisamente a eso: a mirar al rededor, lo que pasa en el vagón (partiendo de hecho que leemos mientras vamos en el metro), a que nos miremos nosotros mismos y hagamos el ejercicio de tomar papel y lápiz para escribir. Ya dije que los poemas no son lo mío, pero aqui va mi intento:

Hay cosas buenas que resultan malas,
Hay cosas no tan buenas que puede ser agradables, 
juntarte con mucha gente en un 
pequeño vagón puede ser asfixiante.
La que habla por teléfono discretamente
intentando coordinar una reunión importante.
El que va  tu lado con la cabeza metida en un libro
que a ti, termina por parecerte interesante.
Las miradas viajeras, los pensamientos volátiles,
todos a la caza de algo, de una idea, un segundo,
un instante que les permita llegar primero, o a tiempo.
O por qué, una simple sonrisa que alegre el día.

Bueno, podrán decir lo que quiera, pero no que no lo intenté. Así que ahora, soy yo la que los reto a que hagan un poema o cualquier escrito sobre el metro, así no sea el de Medellin sino el de su propia ciudad o si no tienen metro, ¿cómo se imaginan que sería?, ¿cómo creen que cambiaría su vida, y en general, la vida de la ciudad que habitan si tuviera uno?

2 comentarios:

  1. María Angélica:

    Tú no me conoces, ni conoces en persona a mi novia, pero al igual que un lector hace con los personajes literarios, siento que ya nos conocemos los 3 desde siglos atrás.

    Soy Sergio, el que recibió ésta navidad un libro envuelto en una aventura que daría para cuentos, crónicas y noticias, y creo sin dudarlo que tú serías la protagonista de todos esos escritos.

    Quisiera agradecerte todo lo que hiciste, eres una persona bastante particular para esta época en donde reina la desconfianza y el escepticismo ante el amor.

    Mi correo es sergiorosas06@hotmail.com. Me encantaría que me escribieras para establecer contacto! Un abrazo

    Sergio

    ResponderEliminar
  2. Hola Sergio... Me siento verdaderamente feliz por haber podido ayudar por un lado a tu novia a demostrarte cuánto te quiere, y por el otro, por hacerte feliz a ti que eras el destinatario final del librillo ;)... Aranza siempre me escribía al correo del blog,te voy a escribir desde mi correo personal, para que podamos chatear cuando tengamos tiempo... Siento que me estás dando ideas para mis escritos :) Me alegra que pienses tan bien de mi!!!

    ResponderEliminar

Deja una huella de tu paso por este espacio...